La Fortaleza de San Felipe “Puerto Plata” República Dominicana

La Fortaleza de San Felipe es uno de los lugares más representativos de la provincia de Puerto Plata.

12745930_1090271187670179_1026975361117593857_n 12745929_1090268717670426_2891817389593473760_n 12745699_1090270931003538_2203734962136605229_n 12745575_1090268747670423_8972739477513385611_n 12745465_1090268711003760_1146336478834934673_n 12744660_1090270671003564_4172018474488976341_n 12744253_1090270847670213_6833481005107687764_n 12743703_1090270391003592_3051105990887372502_n 12743490_1090271397670158_4766725170495238865_n 12742765_1090270651003566_1496184395269057693_n 12742653_1090270757670222_6648293078062308884_n 12733552_1090270514336913_7585730160394723815_n 12715499_1090271337670164_2871454769009639670_n 12705407_1090270914336873_4601916262443738711_n 12705239_1090271264336838_5653001656509570827_n 12688114_1090268707670427_5325936604010794793_n 10254009_1090271251003506_5287245104251265323_n 617_1090271347670163_8257833570233911890_n

Fue construida durante el siglo XVI como protección contra los ataques de piratas y corsarios franceses e ingleses que continuamente aterrorizaban a los habitantes de la zona. Se alza en una colina en la punta más meridional del malecón que rodea la costa de Puerto Plata, con vista al Océano Atlántico.
Su ubicación estratégica servía para proteger la entrada al puerto de la ciudad durante la época colonial. Es una de las fortalezas más antiguas del Nuevo Mundo.

La Fortaleza de San Felipe es la única construcción que sobrevivió la destrucción de la ciudad de Puerto Plata en 1600 a manos de los españoles. Fue testigo además del incendio que asoló la provincia en 1863 durante la Guerra de Restauración contra la Anexión a España. Durante esta lucha armada, la fortaleza cobra importancia al servir de conexión para toda la región norte de la República Dominicana. Fue remodelada y reconstruida varias veces durante el siglo XIX y XX, hasta que fue declarada como patrimonio cultural dominicano por la Secretaria de Estado de Cultura del Gobierno Dominicano en 1965 y habilitada como museo abierto al público a partir de 1986.

La fortaleza lleva el nombre de Felipe por ser Felipe V el monarca en el trono español al momento de iniciar su construcción. Durante el siglo XIX, esta edificación funcionó como cárcel, en la cual permanecieron detenidos importantes personajes de las guerras de independencia y restauración, en particular, el Padre de la Independencia Dominicana, Juan Pablo Duarte. La habitación en que éste estuvo encarcelado es hoy día un atractivo espacio preservado dentro del museo.

Desde lo más alto de la torre principal de la fortaleza se aprecia una sobrecogedora panorámica del malecón de Puerto Plata y el Océano Atlántico, y una vista de la impresionante loma Isabel de Torres. Hileras de cañones de la época colonial están apostados en dirección hacia el mar, permitiéndonos tener una vista al pasado e imaginarnos como estos eran usados para defender la ciudad de los piratas y corsarios invasores.

El museo de la Fortaleza de San Felipe, alberga en su interior una colección de artefactos militares de los siglos XVIII y XIX, incluyendo revólveres, arcabuces, bayonetas, espadas; además de otros objetos valiosos hallados durante los trabajos de restauración del lugar y que ilustran su pasado histórico, a saber: estribos para caballos, instrumentos de labranza y monedas.

El museo permanece abierto al público de martes a domingo de 9:00 a.m. a 5:00 p.m. Se realizan visitas guiadas en  español, inglés, alemán y francés.

Related Post

Deja un comentario